PATOLOGIA DE LAS GLÁNDULAS SALIVALES.

Las glándulas salivales mayores son la parótida, la glándula submaxilar y la glándula sublingual. Existen de 500 a 1000 glándulas salivales menores en la submucosa de la cavidad oral.

Estas glándulas pueden presentar trastornos obstructivos como quistes de retención y sialolitiasis, trastornos infecciosos como parotiditis víricas o bacterianas y trastornos sistémicos con afectación de la salivación como la xerostomía o el síndrome de Sjögren. La mayoría de esta patología puede ser tratada de forma conservadora o con anestesia local.

De igual forma pueden desarrollar tumores benignos como el adenoma pleomorfo o el tumor de Warthin y tumores malignos como el cilindroma, carcinoma mucoepidermoide o adenocarcinoma cuyo tratamiento requiere una parotidectomía o submaxilectomía conservadora bajo anestesia general.

tumor-parotideo-izquierdocnv

Tumor parotideo izquierdo

tumor-parotideo-izquierdo_1

Tumor parotideo izquierdo

calculosubmaxilarizquierdo

Cálculo submaxilar izquierdo

calculosubmandibulardcho

Cálculo submaxilar derecho

Las glándulas salivales son:
a) Las glándulas parótidas, que se encuentran delante y ligeramente debajo de cada oído.
b) Las glándulas submaxilares, que se encuentran delante y debajo del ángulo de la mandíbula.
c) Las glándulas sublinguales, que se hallan en el suelo de la boca, bajo la lengua.
Estas glándulas fabrican y segregan la saliva que llega a la boca a través de conductos que van desde las glándulas hasta la boca.
Las glándulas parótidas se suelen ver afectadas con mucha mayor frecuencia que las otras glándulas, especialmente en el caso de que se hayan contraído las paperas, infección provocada por un virus.
Ocasionalmente, cuando el conducto de drenaje de la glándula submaxilar es obstruído por un cálculo. Si éste permanece obstruido pueden aparecer una inflamación considerable, dolor, sensibilidad e infección. Estos síntomas se verán agravados si se mastica o se ingieren alimentos.
En algunos casos, la piedra puede notarse colocando un dedo en el interior de la boca a lo largo del conducto. En otros casos se realizan radiografía y ecografía que evidencian la presencia de estos cálculos. En el resto de los casos, el diagnóstico será realizado en función de la historia clínica y los síntomas.
En algunos casos los pacientes expulsan de forma espontánea los cálculos. Otras veces es necesario retirar el cálculo con anestesia local. Finalmente y, en aquellos casos que presenten episodios frecuentes de litiasis salivar, puede ser necesario realizar una submaxilectomía con anestesia general.
En aquellos casos de aparición de masas a nivel de la parótida o submaxilar que no ceden en aproximadamente 1 mes.
Mediante la punción con aguja fina del tumor y mediante pruebas de imagen como TAC y Resonancia magnética. La mayoría de estos tumores son benignos pero requieren su tratamiento quirúrgico.
Estos tumores deben ser extirpados bajo anestesia general y la duración de la cirugía varía entre 30 minutos y 1 hora y media.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar